Saltar al contenido

Ventajas de la utilización de EPS para aislamiento de fachadas

Print Friendly, PDF & Email

Habitualmente descargo catálogos de materiales de páginas como aispor.es. En el artículo de hoy podrás ver algunos giños a su catálogo de sistemas de aislamiento térmico por el exterior, ya que hablaremos sobre este sistema cada vez más frecuente en nuestro entorno, ¿esto a que se debe? Pues que es un buen sistema de aislamiento, es la opción más barata y permite ahorrar energía.

fachada marítima de A Coruña – Luis Santalla

Nos centraremos en definir el sistema SATE y sus características y peculiaridades de su puesta en obra, y además de eso comentaremos el material más frecuente: el poliestireno expandido, sus características físicas, químicas y su puesta en obra.

Características generales y particularidades del sistema SATE

Por naturaleza es un sistema de aislamiento térmico por el exterior. Se basa en crear una capa exterior protectora de tal manera que la edificación se envuelve como si fuese la monda de una naranja. El hecho de actuar exclusivamente por el exterior evita tener que realizar obras interiores.

Como no se interviene en la vida interior del edificio se convierte en un proceso más rápido si lo comparamos con otros sistemas como los trasdosados interiores, además de que es mucho más limpio, evitando la generación de escombros. Únicamente puede haber residuos si hay que preparar soportes en mal estado, en los que puede darse la recogida de residuos de mortero u otros revestimientos anteriores.

Se está utilizando tanto este sistema porque su colocación es sencilla y segura, ya que las placas tienen un peso muy bajo al estar conformadas por un 98% de aire y estar envueltas por una malla recubierta de mortero acrílico, lo que permite tener un cascarón exterior que se fija al soporte con 9 fijaciones por panel.

Este sistema exterior provoca una mejora de prestaciones de puntos débiles del cerramiento, como son los puentes térmicos (encuentros de fachada con pilares, con vigas de cubierta, frentes de persiana, encuentros con el terreno…) provocando una mejora la inercia térmica del conjunto del edificio.

Puesto que se mejoran las condiciones ambientales interiores, se mejora el confort y por tanto permite una mejor habitabilidad. Esta solución exterior no reduce el espacio en el interior.

detalle de puesta en obra de SATE con EPS grafito – Luis Santalla

Las planchas de poliestireno expandido

Las planchas de poliestireno expandido, también conocidas como placas de poliestireno, planchas de EPS, planchas de porexpan o planchas de poliespan, son un formato de planchas aislantes con dimensiones estándar, compuestas por uno de los materiales aislantes más utilizados en la actualidad a nivel térmico en el mundo de la construcción.

Estas planchas de «corcho blanco» están conformadas por un material plástico de color blanco, espumado y de textura esponjosa, el cual está compuesto en un 98% de aire y en un 2% de materia sólida. Esta característica les permite comportarse de manera sobresaliente frente a esfuerzos mecánicos como la tracción, la presión y demás esfuerzos, garantizando así la máxima resistencia y durabilidad.

Estas planchas son rígidas y se pueden manipular muy fácilmente, hasta el punto que se pueden cortar con un simple cúter.

Se trata de un materical capaz de resistir a multitud de inclemencias del tiempo, que incluyen la lluvia, la humedad, el vapor, las altas y bajas temperaturas, etc., aportando no sólo aislamiento, sino también comportándose como una fantástica junta de dilatación.

aplicación de SATE en vivienda unifamiliar – Flu-or arquitectura
fuente: EAE – European Association for External Thermal Insulation Composite Systems
Comparte este artículo

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *