Print Friendly, PDF & Email

La energía solar fotovoltaica nos permite la integración de soluciones sostenibles que tienen una incidencia directa en la preservación del medio ambiente,  y además resulta una gran oportunidad para la producción de electricidad de una manera estable y efectiva.

Existen una multitud de entornos que resultarían ideales para la instalación de placas solares, Estos permiten consumir la energía eléctrica de forma inteligente y ahorrar en su producción. Uno de ellos, como indican en MySolar Energy, son los colegios, especialmente por dos factores fundamentales:

  • Realizan actividades diurnas, lo que permite que la instalación fotovoltaica genere energía para su consumo inmediato.
  • Generalmente disponen del espacio suficiente para instalar las placas solares necesarias para la adecuada obtención de electricidad.

La instalación de placas solares en los colegios representa una gran ventaja, ya que sus instalaciones requieren de una adecuada calefacción en la época invernal, aire acondicionado en el verano, etc. Es decir, en líneas generales, supone una demanda continuada de electricidad.

fuente pxfuel

Es importante mencionar que la instalación de placas solares no requiere ejecutar demasiados trámites administrativos, ni supone tener que desconectarse obligatoriamente de la red eléctrica convencional. Es importante hacer esta aclaración debido a que existe una falsa creencia, por parte de muchos individuos, de que la instalación de placas solares implica la desconexión de la red eléctrica convencional.

Realmente no es así, se pueden instalar placas solares y seguir conectado a la red eléctrica sin ningún problema. Además, se puede utilizar una u otra fuente de acuerdo con las necesidades y condiciones meteorológicas, por ejemplo: utilizar la energía de la red convencional en días lluviosos, etc.

En un colegio por lo común se necesita una instalación fotovoltaica de menos de 100 kwh para cubrir todas sus necesidades energéticas, lo que ofrece dos posibilidades, de acuerdo con lo establecido en el real decreto RD 244/2019:

  • Instalación fotovoltaica para autoconsumo con excedentes
  • Instalación fotovoltaica para autoconsumo sin excedentes

Instalación fotovoltaica para autoconsumo con excedentes

La normativa legal establece que las instalaciones fotovoltaicas para autoconsumo con excedentes son aquellas que generan energía para el autoconsumo y tienen al mismo tiempo capacidad para inyectar a la red eléctrica convencional.

En este caso el colegio se podrá acoger a la figura de la compensación, es decir, inyectar a la red eléctrica convencional la energía producida en exceso por la instalación fotovoltaica (que no será consumida), esta energía se verá compensada en el recibo de la luz a un precio previamente establecido.

Dicha modalidad resulta muy ventajosa para los colegios, ya que a lo largo del año se suceden muchos días en los que el consumo de energía eléctrica es muy bajo, por ejemplo: los fines de semana, los festivos y el periodo vacacional. La energía producida durante estos días se inyecta a la red eléctrica convencional y es compensada a fin de mes, lo que permite abaratar el recibo de luz, no sólo porque se está produciendo la energía para el autoconsumo, sino además por la compensación económica obtenida de la energía excedente.

fuente pxfuel

Instalación fotovoltaica para autoconsumo sin excedentes

La normativa legal establece que las instalaciones fotovoltaicas para el autoconsumo sin excedentes son todas aquellas que producen la energía necesaria para cubrir los requerimientos energéticos. En el caso de una mayor producción, el excedente no será volcado a la red eléctrica convencional.

Un ejemplo muy actual

En un colegio de Madrid se ha desarrollado un proyecto de instalación fotovoltaica para el autoconsumo, que incluye 24 paneles solares de tipo policristalinos, cada panel tiene una potencia de 270 Wp, lo que permite generar una potencia FV de 6.48 kWp. La instalación cuenta además con 1 inversor trifásico de 5.5 kW potencia, por ser para uso diurno no cuenta con batería.

Esto permitirá que toda la comunidad educativa disfrute de una energía limpia y renovable que proviene de una fuente inagotable, además los paneles solares son de bajo mantenimiento, y tienen una vida útil garantizada de 25 años. De lo cual se deduce que invertir en energía fotovoltaica sea sin lugar a duda una decisión inteligente.

Comparte este artículo