Consejos para reformar un piso antes de alquilarlo

Print Friendly, PDF & Email

Podemos estar en un período de adaptación en la construcción, en el que la normativa se irá modificando y serán necesarios nuevos espacios en nuestra vivienda. Tanto si deseas reformar tu vivienda y alquilarla o venderla, como si estas pensando en comprar y reformar creo que este artículo te interesa especialmente.

Nos ponemos la ropa de obra y vamos a hablar de la faena a la que se enfrenta habitualmente cualquier constructor. ¿Como la empresa de reformas Pamplona puede acometer una obra y qué sorpresas se le pueden venir encima? ¿Y a ti como promotor de la obra? Siempre te repercute en el bolsillo, así que atención.

interior de vivienda a reformar – fuente teoriadeconstruccion.net

Cuando deseamos empezar a reformar una vivienda pensamos en acabados, alicatados, puertas… pero tenemos que pensar en algo más gordo y costoso. Las carpinterías exteriores, las instalaciones, los aislamientos térmicos y acústicos… aquellos elementos que nos será más dificultoso sustituir en un futuro y que nos aportan prestaciones de confort.

¿En dónde me focalizaría yo?

Claramente, cuando hacemos una reforma es para mejorar la habitabilidad de la vivienda. Ganar iluminación, formular una nueva distribución, crear un ambiente diferente. El confinamiento nos ha dado una visión de nuestro hogar como lugar de trabajo al tiempo que de juego, donde lo doméstico, lo laboral y su conciliación van de la mano. Entendiendo esto, vamos a ver como influye en la construcción.

Cuando abrimos espacios, liberamos la estructura, generalmente porticada, a base de pilares y vigas, aunque puede ser de muros de carga, ojo no te los «cargues»… Nos podemos encontrar con instalaciones de los vecinos, incluso vamos a llegar al punto de decidir si nuestras propias instalaciones antiguas valen la pena como un resto inutilizado, antes que ponernos a trabajar en desmontarlas.

interior de vivienda en obra – fuente FLU-OR Arquitectura

Pongamos por caso, la instalación de fontanería está empotrada en el recrecido, algo habitual hasta hace unos años, nos puede obligar a picar el recrecido o incluso la capa de compresión del forjado. En este caso pensaría en vaciar la instalación y dejar los tubos inutilizados y olvidados bajo el nuevo acabado, llevando la nueva instalación por otro sitio.

Detalles a la hora de reformar la vivienda

¿Haría siempre una nueva instalación de fontanería? Si, en cualquier caso, al igual que la instalación eléctrica. La forma de construir ha cambiado mucho, y el cuidado con las instalaciones. Una fuga en el forjado meses después de haber hecho la reforma puede ser un fracaso absoluto.

En el momento que empezamos con los acabados parece que toda esa atmósfera que teníamos se transforma y que la propuesta inicial cobra vida. Existen momentos deprimentes a lo largo de una obra, pero este es un punto en el que el ánimo cambia, el final de la reforma está cerca y todo empieza a funcionar.

Es el momento de la instalación de mobiliario y de empezar a comprobar, desde cosas tan básicas como si la apertura del microondas está al derecho, como si la ducha pierde en la junta de la mampara, como si la campana extractora tira o no tira… Es necesario hacer comprobaciones como si estuviesemos viviendo realmente en este espacio, dándonos cuenta de si lo que hemos planificado y estamos ejecutando está realmente funcionando, o si debemos de recoger cable y pensar alguna cosa de nuevo.

interior de vivienda en obra – fuente FLU-OR Arquitectura

TeoriaDeConstruccion

Redacción general de artículos sobre materiales, instalaciones, normativa y sistemas constructivos. 80% obra / 20% oficina desde 2007