Componentes auxiliares de los muros de fábrica de cerramiento

Recuerda que este artículo se puede imprimir en pdf

Muros de arriostramiento:
Perpendiculares al principal, al que aseguran la invariabilidad de su forma frente a empujes transversales a su plano. Cumplirán: irán aparejados con los muros de carga, levantándose al mismo tiempo y con materiales de análoga deformabilidad. Si no pudiese ser así, irán unidos mediante elementos de trabado. Su espesor será le de cálculo, pero siempre mayor o igual a 0,3 veces el espesor del muro arriostrado y siempre mayor a 8,5 cm. Su longitud mayor a 0,2 veces la altura del muro al que arriostran. Estarán situados a una dirección que depende del tipo de fábrica, de su espesor y de los empujes, aconsejable colocarlos como máximo a 8 metros y al menos en los extremos del muro arriostrado. Su cimentación será, si es posible, mediante riostras de cimentación (zapata corrida) de hormigón armado y se unirán a los forjados con riostras de igual material. Si en lugar de muros son pilastras de arriostramiento su espesor será como mínimo el doble del espeor del muro arriostrado, y su cimentación, si es posible, se realizará mediante zapatas aisladas de hormigón armado. Podemos poner en una esquina una junta de movimiento, a pesar de arriostrar al muro (se colocan llaves) No se aparejarán a la vez o no tienen por qué aparejarse.

Barreras impermeables al agua en estado líquido:
Materiales que no permiten el paso de agua líquida. Se utilizarán en todos los muros en contacto con el terreno. Con un grado de impermeabilidad necesario. (<1,<2,<3,<4,<5) dependiendo del coeficiente de permeabilidad del terreno. CTE DB H S1. Unas se colocan en vertical, a fin de que el agua no toque el muro, y por tanto no lo penetre ni lo traspase. Otras en horizontal a fin de que el agua no suba por el muro por efecto de capilaridad. La barrera impermeable vertical debe subir 30 cm por encima del nivel del terreno y entrar en la primera hoja del cerramiento. Se tapará o formará un zócalo, que protege del agua de salpicado. La barrera impermeable vertical en ocasiones hay que hacerla por el interior, el muro estará mojado, pero el agua no irá al interior.
El muro que está en contacto con el terreno, estará formado, de fuera a dentro por: una capa filtrante, una capa drenante, una lámina impermeable y por el muro, pudiendo llevar o no una impermeabilización interior. Se colocará gravilla en contacto con la capa filtrante (no estará el terreno) para que el agua baje lo más rapidamente posible al tubo drenante.
Si el muro se impermeabiliza exteriormente con lámina, cuando sea adherida debe colocarse una capa antipunzonamiento en su cara exterior. Si no es adherida debe colocarse una capa antipunzonamiento en cada una de sus caras. En ambos casos, si se dispone una lámina drenante puede suprimirse la capa antipunzonamiento exterior. Si el muro se impermeabiliza interiormente con lámina, ésta debe ser adherida, no es buena opción. Se deteriora el muro porque está mojado.
Las impermeabilizaciones horizontales serán capaces de transmitir las acciones verticales y horizontales sin recibir ni causar daños. Morteros hidrófugos, láminas (bituminosas, caucho o plásticas) aplicación in situ de líquidos en forma de pinturas, resinas, polímeros, cauchos…

Tubo de drenaje:
todos los muros al exterior en su base lo tendrán colocado y recogerá y conducirá el agua de lluvia hacia la red de saneamiento. Se coloca sobre una capa de grava fina lavada y sobre él se dispone una capa drenante. La pendiente depende del grado de impermeabilidad del muro.

Revestimientos:
en muros de fábrica revestida (protección a mayores) Mortero de juntas rellena las juntas entre las piezas. Revoco (exterior) ,,, enlucido (interior)
Revestimiento contínuo: mortero tradicional. Si se pretende proteger del agua líquida y que sea permeable al vapor en el EHS1, la más aconsejable con cemento puzolánico CEM III o de alto horno CEM IV. 1:3 siendo el agua de amasado la mínima necesaria (M15) (15Mpa a los 28 días) con aditivos adherentes, hidrogufantes y plastificantes. Los morteros de cemento retraen (causan patologías). Si es exterior será no heladizo y no eflorescido. Son aconsejables morteros hechos en seco, se llevan a obra y se les va añadiendo agua en obra, siendo aconsejable la mezcla cemento y cal. El espesor debe ser de 2 cm, dados en cuatro capas. Solapadas en los encuentros unos 5 cm. Las capas serán de 0,50 cm cada una y serán de la misma composición (con los morteros modernos), antes la primera capa era más brava y se da rugosa, siendo la última más fina.
Se debe dar cuando el muro lleve el tiempo necesario y se mueva todo lo que se ha de mover. Se armarán en las zonas que puedan sufrir grietas o fisuras.
Se limpiará bien el muro antes del revestimiento. Se podrán añadir adhesivos y adherentes. Si la capa del muro es porosa, cogerá agua al mortero, para ello se mojará antes de aplicar el revestimiento (permitir que frague el mortero) También cuando se levanta el muro, se moja la pieza sin que gotee antes de colocarla. No se deben aplicar a temperaturas inferiores a 0º ni por encima de 30º. Tras su ejecución deben humedecerse durante unos días. No se revestirá lloviendo ni en período de heladas. Mientras estén frescos deben protegerse contra el viento, impactos y acción intensa del sol. Aplicar una buena pintura, al exterior. Impermeable al agua líquida y permeable al vapor. Que sea flexible ante grietas o fisuras. Beneficia la impermeabilidad de la fábrica, el revestimiento de la cara interior del muro con un mortero deformable de cemento. 1:10 M2,5 ,,, 1:8 M5.
Es aconsejable utilizar refuerzos en el mortero a base de mallas de fibra de vidrio que evitan la fisuración, sobre todo en la unión de diferentes materiales. La malla debe colocarse en el centro del espesor del revestimiento. Si el revestimiento fuese un mortero monocapa, llevará impermeabilizante y ha de ser posible la armadura de fibra de vidrio.

Revestimiento discontínuo: El muro actúa como soporte. Se colocan piezas prefabricadas pegadas.
-Alicatado (ext e int) piezas, plaquetas cerámicas o pétreas, unidas con mortero. Son ligeras y finas. El revestimiento tendrá poco peso, el mortero será tradicional o mortero cola.
-Chapado: la pieza es de mayor dimensión y se une mediante anclajes. Todas las piezas llevan como mínimo cuatro puntos de anclaje que pueden ser o no vistos. Acero austenítico (+)
-Aplacados: superposición de elementos, solapados entre sí, piezas grandes sujetas mediante anclajes ( sujeción mecánica) y con rastreles o no. (el solapado mejora la estanqueidad) Por su propio peso no pueden ir sujetas con mortero. (estas dos últimas son soluciones caras)

Armaduras:
mallas o barras de acero inox o austenítico, en la fábrica que hacen que los materiales funcionen conjuntamente. Funciona mejor a flexión. Siempre en los tendeles. Separadas un máximo de 60 centímetros. 2 mm de separación a las piezas del muro. 1,5 cm al exterior. Cuando se solapan lo harán de 15 a 20 cm. Diámetro mínimo 6 mm.

Aislante térmico:
Elemento auxiliar del cerramiento, no del muro. λ<0,085 kcal / m2hºC medido a 20ºC (obligatorio) (coeficiente de conductividad térmica. Son fundamentalmente plásticos espumados, poliestirenos y poliuretanos. Lana de roca y fibra de vidrio. Generalmente en chapas o con maquinaria de proyectado. Deben ser hidrófugos. Deben ser además compatibles con los materiales del cerramiento, si no lo son hay que protegerlos. Si se utilizan en horizontal deben tener unas resistencias mínimas a compresión.

En la página de detalles cad existen detalles de muros de carga en 3d con visualización online

luissantalla

Luis M Santalla Blanco . Director de teoriadeconstruccion.net, autor en blogs como arquitecturadegalicia.eu y 9diseno. Miembro del estudio Flu-or y anteriormente del estudio MMASA   ver más sobre el autor