Cómo acristalar el balcón y ganar espacio extra

Una terraza o balcón acristalado nos permite disponer de ese espacio adicional, sobre todo cuando empiezan las lluvias, sin necesidad de alterar su función principal. De esta forma, la terraza sigue estando separada constructivamente del resto de la vivienda, no queda incluida en la superficie cubierta habitable de la propiedad, pero nos da la oportunidad de incorporar nuevos usos y de disfrutarla durante todo el año.

Consejos para acristalar el balcón o terraza

Para poder disfrutar de un espacio tan privilegiado como un balcón con las condiciones térmicas de la vivienda debemos de tener en cuenta varias consideraciones, teniendo como primer punto el apunte de que una terraza o balcón es un espacio diferenciado de la vivienda, que es ahí donde radica su encanto, y que por tanto acristalándola no pretendemos variar su uso. No estamos hablando de incorporarla como una estancia más de o de trasladar exactamente las mismas condiciones del interior de nuestra casa. Para ello, las soluciones constructivas que mejor se integren o disimulen ganarán usuarios.

Cuestión de seguridad

Al acristalar el balcón, los cristales estarán expuestos a las peores condiciones: vientos cada vez más fuertes y frecuentes, lluvia y cambios de temperatura. Así que es normal que esperes que ninguno de estos factores comprometa la seguridad de los tuyos ni de quienes transitan por la calle. Aquí el conocer cómo son los anclajes de los vidrios es muy importante.

Ahorro energético

Los sistemas de galería crean una zona de aislamiento y amortiguación entre el exterior y el interior de la vivienda. En el caso de  Lumon crean esta zona simplemente con acristalamiento. Esta zona reduce los cambios de temperatura y minimiza la pérdida de energía (por lo que se ahorra en calefacción). Se alarga el tiempo del uso de la terraza o balcón en 2-3 meses en zonas frías y más de 4 meses en zonas más cálidas, en un clima medio.

Reducción de ruido

El hecho de añadir una nueva piel exterior, refuerza la protección contra el ruido de la vivienda. Tras numerosos ensayos se ha demostrado que los cristales para terrazas Lumon son responsables de una reducción de ruido de entre 8 y 16dB, lo que equivale aproximadamente a un 50% de reducción para el oído del ser humano.

Compromiso con el medio

Este sistema que os comento tiene un plus añadido. Se piensa a nivel global y la infraestructura que los envuelve ayuda al medioambiente. Se utilizan paquetes planos, perfiles con pintura sin cromo, aluminio y vidrio fácilmente reciclables… Me consta que es de las primeras empresas que ha llevado a cabo el estudio de su huella de carbono (Ramboll Finland Oy)

Facilidad de uso

Los sistemas correderos o batientes son muy simples de utilizar. Garantizan la comodidad de uso, de limpieza y de mantenimiento.

Legalidad de las obras

Te recuerdo que este tipo de obra contiene un cierto riesgo cuando se produce en altura. Además de eso, es importante que te asegures de que no estás en un edificio con fachada catalogada o protegida. También es importante comunicarlo a la comunidad y pedir el permiso municipal apropiado, que muchas veces sólo requiere de una comunicación previa.

Authors
ANUNCIO
Arriba