Aprovecha tu piscina también en invierno

Print Friendly, PDF & Email

Las aguas torrenciales de estos días me han llevado a recordar lo importante que es cubir la piscina y evitar que entren aguas de escorrentía bruscamente. Además de esta razón, la cubierta de la piscina puede ser un recurso arquitectónico útil, ya que te puede permitir estar en el entorno de tu piscina a cubierto incluso en invierno. Hablaremos de dos tipos de cubiertas, como las que se pueden ver en www.cubriland.com .

Si solamente quieres cubrir la piscina y no te importa la altura por encima del nivel del agua, ya que no vas a estar mucho tiempo dentro, o no tienes claustrofobia, la cubierta oportuna es el modelo bajo, generalmente en arco de circunferencia, y puede ser tanto fijo como retráctil. Conviene también esta solución cuando no puedes tener algo voluminoso en tu jardín, bien sea porque te quita vistas, o luz, o porque no puedes construir más volumen en la parcela, esto dependerá de las normas urbanísticas de tu zona.

Si tu tienes la natación como deporte diario, bien sea por hacer gimnasia o porque compites, o porque disfrutas del agua sin más, puedes tener una cubierta alta, que coja parte del borde de la piscina, comunmente llamado playa, y tener un salón exterior donde el protagonista es el agua, mira la imagen destacada de arriba. En este caso, dependiendo de las normas urbanísticas, podrás construir un volumen que pueda estar de forma casi permanente, aunque todos estos sistemas pasan por estructuras desmontables, por lo que generalmente los permisos son meros trámites de comunicación previa.

Estos sistemas más voluminosos son ideales para piscinas con formas no comunes, ya que toda su superficie queda cubierta por una gran carpa, generando a su vez espacios interesantes para colocar tumbonas, complementos de la piscina etc.

Como consejo, si puedes tener la bomba de la piscina un poco lejos, y la cubierta no contiene esta instalación tendrás una mejor experiencia sensorial en el interior, ya que solo oirás el agua. Estas cubiertas por su forma y su material tienen tiempos de reverberación muy altos, por lo que el hecho de tener un motor sonando dentro podría ser un problema para disfrutar de la experiencia que es tener tu piscina 365 días útil.

Las ventajas de cubrir la piscina van más allá de la propia seguridad contra la climatología. La seguridad contra las caídas inesperadas, ya sea de mayores o de niños, es un factor a tener en cuenta y por lo que muchas veces ya compensa lo que cuesta.

Además de esto podemos añadir que es una mejora energética para la piscina, y en general para el consumo de energía del hogar. El efecto invernadero que se produce, o la facilidad para provocar una ligera ventilación ayuda a regular su temperatura. Por otra parte, las mejoras en el mantenimiento se reducen ya que evitas la caída de hojas, animalillos, polvo en suspensión, reduciendo la porquería que cae en los filtros y prolongando la vida útil de toda la instalación. De esta manera, las piscinas que tienen filtros de ozono o en las que hay un dosificador de cloro podrás funcionar con menos exigencias.

 

 

luissantalla

Luis M Santalla Blanco . Director de teoriadeconstruccion.net, autor en blogs como arquitecturadegalicia.eu y 9diseno. Miembro del estudio Flu-or y anteriormente del estudio MMASA   ver más sobre el autor